16.5 C
Buenos Aires
InicioEconomíaTrabas a imortaciones, el 5G y otras preguntas y reclamos incómodos a...

Trabas a imortaciones, el 5G y otras preguntas y reclamos incómodos a Massa en China

Al ministro de Economía le dieron trato presidencial. Se reunió con el poderoso secretario de Comercio y el representante especial para América latina. ¿Qué molesta a los chinos?

Bajo el cielo plomizo de Beijing,  Sergio Massa se desplazó hoy por la capital política de China con tratamiento presidencial. Varias motos le abrieron paso a la comitiva. Y en el hotel Saint Regis, donde se hospeda y flamean juntas las banderas de EE.UU. y de China, los custodios montan guardia de 24 horas frente a la suite en la que se aloja el ministro de Economía. Por cierto, esta pompa trasciende el protocolo de una burocracia inspirada en Confucio y que suele dar sus señales de este modo.

Massa tuvo reuniones con funcionarios en la cima del poder, que también le dieron otro tipo de señales. En el banquete de nueve platos y con pequeñas copas con licor de arroz para el kan-pai, ese brindis a fondo blanco, tan habitual aquí, tuvo que responder a varios cuestionamientos.

Le plantearon la falta de fluidez del comercio, el exceso de investigaciones anti dumping que en el caso argentino representan el 50% de las denuncias que China enfrenta en la Organización Mundial de Comercio, la demora en tratar un acuerdo para evitar la doble imposición de las empresas chinas radicadas en Argentina y hasta insistieron en la necesidad de un acuerdo de libre comercio con el Mercosur, un camino que emprendió Uruguay.

El banquete fue ofrecido en la residencia de la cancillería donde ya se había alojado en 2017 invitado por el Partido Comunista Chino.

Allí mantuvo una larga conversación con Xiu Xiaoqui, el representante especial del gobierno chino para los asuntos latinoamericanos. Curioso, los chinos parecen moverse en espejo con EE.UU. Massa tiene una relación muy cercana , casi fraternal, con Juan González el representante especial de Washington para América latina.

En la comida Xiaoqui se sentó entre Massa y Pesce y de acuerdo a un testigo “los sometió a un interrogatorio de dos horas”. También quiso saber sobre, las definiciones de los partidos políticos, cómo van a crecer sectores que consideran estratégicos como minería, energía y agroindustria, y cuál será el avance en el comercio con yuanes. Xuaoqui se interesó sobre la región y le preguntó cómo creía que podía ser la evolución de Colombia tras el triunfo de Petro y la sucesión de López Obrador en México. “Argentina tiene un destino de progreso en un mundo de proteína, mineral y tecnología. Somos socios complementarios pero no queremos que nos hostiguen con falsedades”, lanzó en uno de los brindis al reclamar neutralidad respecto de la adopción de la tecnología 5G que lidera Huawei en el sentido que cada compañía pueda optar.Massa le habló del drama de la sequía y de una visión optimista por la independencia energética con los gasoductos, el desarrollo del litio y los minerales además del salto de productividad por la aplicación de la economía del conocimiento en el campo. “Vamos a exportar US$ 180 mil millones en 2030”, prometió.

El funcionario, que tras la pandemia visitó 12 países en América latina, le respondió: “Ustedes sufren ataques colonizadores de EE.UU. por el dólar y la extorsión de los multilaterales (los organismos como el FMI). Nosotros cooperamos, no extorsionamos”, afirmó al reiterar que China apoya al país en el directorio del FMI.

Horas antes,  Massa fue recibido por el poderoso ministro de Comercio, Wang Wentao en esos edificios gubernamentales de inmensas proporciones y estilo soviético. Wentao fue directo cuando planteó que se deben relajar los controles y restricciones de importación, según deslizaron en la comitiva.

Se trata nada menos del promotor de una China más abierta que busca ofrecer nuevos incentivos a las multinacionales en medio de la tensión con Estados Unidos. Esta semana estuvo con Elon Musk, en su primer viaje a China tras la pandemia, justo cuando se conoció que Tesla, el vehículo eléctrico que Musk lanzó al mundo en 2008 superó en ventas a Toyota. Musk hizo un llamado a la cooperación entre China y Estados Unidos. No es el único. Tim Cook, el jefe de Apple, Jamie Dimon, el del JP Morgan y Laxman Narasimhan de Starbucks se manifestaron de manera similar ante Wentao en estos días.

A su vez, en el encuentro con el vicepresidente del Eximbank, Zhang Wencai, Massa logró una buena noticia para su amigo del radicalismo, Gerardo Morales: llegan US$ 210 millones para ampliar el parque solar más alto del mundo, Cauchari en Jujuy a 4.000 metros de altura. Hubo además líneas de financiamiento para completar el parque solar y eólico Arauco en La Rioja y terminar obras en el Belgrano Cargas, el San Martín y el Urquiza.

Hoy será el turno del secretario de Agricultura Juan José Bahillo que trajo una lista de reclamos: retomar las exportaciones de aves cerradas por la gripe aviar y que representan el 45% de los embarques de Argentina, abrir exportaciones de menudencias bovinas y porcinas y que China deje entrar al trigo de la pampa húmeda.

Beijing, enviada especial

Más noticias
Noticias Relacionadas