Escobar: padres denuncian que las en las escuelas primarias públicas siguen con el sistema de burbujas

Hace casi un mes, el Gobierno hacía uno de los anuncios más esperados en la Argentina desde el inicio de la cuarentena por la pandemia de coronavirus. El paquete de medidas incluía el fin del barbijo obligatorio en la calle, la apertura de fronteras y la flexibilización del cepo a los vuelos. Pocos días después, el…

escobar:-padres-denuncian-que-las-en-las-escuelas-primarias-publicas-siguen-con-el-sistema-de-burbujas

Hace casi un mes, el Gobierno hacía uno de los anuncios más esperados en la Argentina desde el inicio de la cuarentena por la pandemia de coronavirus. El paquete de medidas incluía el fin del barbijo obligatorio en la calle, la apertura de fronteras y la flexibilización del cepo a los vuelos. Pocos días después, el ministro de Educación de la Nación, Jaime Perczyk, encabezó la primera Asamblea del Consejo Federal de Educación (CFE) de su gestión y acordó con las 24 jurisdicciones del país el regreso a la presencialidad plena en las escuelas y establecimientos educativos de todos los niveles y modalidades.

Sin embargo, a pesar de los anuncios a nivel nacional como en la Provincia de Buenos Aires, donde las clases presenciales volvieron el 1° de septiembre, hay municipios en los que las clases siguen bajo el el sistema de burbujas como si nada de esto hubiera ocurrido. “Todas las primarias de Escobar mantienen el sistema de burbujas”, dijo a Clarín Maricel López, vecina de Escobar.

“Van una semana por medio, como era antes. No hubo cambios”, contó la mujer. Sus hijos van a la Escuela N° 7 “Mariano Moreno” del barrio El Cazador. Aseguró además que “el municipio dice que no tiene injerencia en esto. Ellos dicen que hay que regirse por el decreto. Sin embargo, el protocolo que hay dice que hay que avanzar hacia la presencialidad plena. No se entiende lo que están haciendo”.

López afirma que lo mismo ocurre en otras escuelas de la Región Escolar Once, que comprende Escobar, Exaltación de la Cruz, Campana y Pilar. “Como nosotros nos quejamos, las autoridades permitieron que nuestro hijos vayan dos días y otros dos días no. Rotan a los chicos que se ausentan. Pero esto ocurre solo en el grado de mis hijos, en los demás van una semana por medio”, manifestó.

Los padres hicieron una protesta en la puerta y al otro día hubo una reunión con las autoridades. “En la escuela pasó algo heavy. Al día siguiente que nosotros protestamos en la puerta, las autoridades nos convocaron a una reunión y ahí estaba presente el presidente de Suteba Escobar, José Magallanes, que no tenía nada que hacer ahí. Él dijo en todo momento que no se podía volver a la presencialidad porque aún estabamos en pandemia“.


En el resto de la Provincia de Buenos Aires las escuelas tienen presencialidad plena desde el 1° de septiembre. Foto Luciano Thieberger.

Érica, otra mamá de la Escuela N° 7, afirmó que “los chicos deberían estar con presencialidad plena como todas escuelas privadas de la zona”. Y dijo que los casos de Covid en la zona son bajos y que todo está volviendo a la normalidad “menos los chicos en la escuela”.

Gonzalo Martino, también papá de ese establecimiento, cuenta que está muy preocupado por la situación. “Amanda, mi hija, va una semana sí y otra no. Nos preocupa mucho por su educación. Y también algo que es irreparable que es el tiempo de juego y el vinculo, con sus amigos y con los maestros. Al mismo tiempo nos enteramos que hay recitales y partidos de fútbol con concurrencia y nuestros hijos no puedan ir a la escuela como se debe”.

Helena Benitez, mamá de otra escuela, reclama que se cumpla el “derecho principal que es la educación”. Y agregó: “Necesitamos que nuestros hijos vayan todos los días, ya que los docentes están todos inmunizados y no hay casos hace semanas. Además, mi hija está tapada de tareas y yo no la puedo ayudar porque trabajo y yo no estoy con ella”.

Las nuevas medidas provinciales establecen que la distancia entre los pupitres de los niños, que permite el aforo, no debe ser menor a 50 centímetros. “Nosotros fuimos a la escuela con un metro y medimos esta distancia entre los pupitres y resultó que estaban a un distancia de 60 centímetros. Cuando se lo mostramos a las autoridades del colegio, ellos prometieron volver a la presencialidad en breve pero nunca cumplieron“, contó Maricel.

Los padres denunciaron además que Andrés Russo, presidente del Consejo Escolar de Escobar, se presentó la semana pasada a la escuela para hacer una recorrida y que luego publicó en su Facebook que no se podía volver a la presencialidad “porque el nivel de dióxido de carbono en las aulas está por encima de los valores normales”.

Al cierre de esta edición, desde el Consejo Escolar de Escobar y la Dirección General de Educación bonaerense no habían brindado respuestas ante las consultas de Clarín. 

MG 

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA