En agosto casi 4 millones de personas compraron US$ 750 millones y gastaron otros US$ 137 millones con tarjeta

Durante agosto, casi 4.000.000 de personas compraron hasta los 200 dólares permitidos por un total neto de U$S 750 millones, otros U$S 137 millones para gastos con tarjetas por consumos en el exterior unos y otros gastos por U$S 33 millones. En total U$S 920 millones.En tanto, la cuenta financiera del “Sector Privado No Financiero”…

En agosto casi 4 millones de personas compraron US$ 750 millones y gastaron otros US$ 137 millones con tarjeta

Durante agosto, casi 4.000.000 de personas compraron hasta los 200 dólares permitidos por un total neto de U$S 750 millones, otros U$S 137 millones para gastos con tarjetas por consumos en el exterior unos y otros gastos por U$S 33 millones. En total U$S 920 millones.

En tanto, la cuenta financiera del “Sector Privado No Financiero” tuvo un déficit de US$ 1.150 millones, por las cancelaciones de deuda financiera por parte de empresas y transferencias de moneda extranjera al exterior de personas y empresas, de acuerdo a la “Evolución del Mercado de Cambios y Balance Cambiario” del Banco Central.

Esta fuerte compra y giros de dólares al exterior – que durante septiembre se proyectaba a más de 4,5 millones de personas –explican la decisión tomada de restringir las adquisiciones de moneda extranjera y limitar el pago de las deudas financieras de las empresas al 40% de los vencimientos de capital, debiendo refinanciar el 60% restante.

Como fue informando Clarín, en julio, compraron la misma cantidad de personas por un neto de U$S 740 millones y otros U$S 136 millones por gastos en el exterior con tarjetas y otros. En junio habían comprado 3.300.000 personas por U$S 618 millones y unos USD 110 millones por viajes y otros gastos con tarjetas, mientras en mayo sumaron 2.400.000, en abril 1.200.000 y en marzo 435.000.

Por su parte, también el déficit por las transferencias y cancelaciones de deudas del sector privado fueron en aumento pegando un salto a partir de mayo con un “rojo” de U$S 803 millones, otros U$S 901 millones en junio, U$S 1.225 millones en julio y U$S 1.050 millones en agosto. En total en los 8 primeros meses de este año se fueron U$S 5.080 millones.

La provisión de dólares fue aportada por el comercio exterior. Los ingresos por las exportaciones de bienes sumaron U$S 4.074 millones y los pagos de importaciones U$S 3.709. Quedó así un ingreso neto de 366 millones de dólares.

El Informe aclara que principal sector exportador en términos de ventas netas históricas, “Oleaginosas y Cereales”, registró ingresos netos por USD 1.503 millones, con una reducción de 31% respecto a los registrados en el mismo período de 2019. Y aclara que “este nivel de ingresos estuvo por debajo de las estimaciones de exportaciones netas de bienes, lo que implicaría que el sector habría retomado la cancelación de deuda por anticipos y prefinanciaciones de exportaciones observados en los primeros cinco meses del año. El nivel de endeudamiento del sector por financiamiento a exportaciones se encuentra en un nivel mínimo histórico”.

En tanto, la cuenta de servicios “registró un déficit de US$ 229 millones en agosto, explicado principalmente por los egresos netos por “Viajes, pasajes y otros pagos con tarjeta” y “Fletes y Seguros” por USD 177 millones y USD 146 millones, respectivamente. Estos movimientos fueron compensados parcialmente por ingresos netos por “Servicios empresariales, profesionales y técnicos” por USD 152 millones.

A su vez hubo salida neta de USD 570 millones , principalmente por pagos de Intereses, que en “un 71% fueron realizadas por el “Gobierno General y BCRA” (unos USD 400 millones), y el 28% por las empresas que componen el sector real de la economía (unos USD 150 millones)”.

Por todo esto, y a diferencia de lo que pasó en junio y julio, la cuenta corriente cambiaria tuvo un déficit que en agosto fue de 452 millones de dólares.

GB

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA